Mazda y Toyota construirán una nueva planta en Estados Unidos

Las automotrices japonesas afianzan su acuerdo de cooperación y tendrán una planta en conjunto, situada en Alabama.

Desde hace algunos años, Mazda y Toyota suscribieron un acuerdo de cooperación mutua con el fin de facilitar el desarrollo e intercambio de tecnología y la producción de vehículos nuevos, enfocados para los mercados norteamericanos.

Tras consolidar la producción del Toyota Yaris iA (o Yaris R) en la planta de Salamanca, Guanajuato, (México) donde también se producen los Mazda2 y Mazda3, ambas firmas continuarán con sus planes de cooperación y anunciaron la construcción de una nueva planta en Hunstville, Alabama (EE.UU.), la cual requerirá una inversión conjunta de 1.600 millones de dólares y generará 4.000 empleos.

Se tiene previsto que el nuevo complejo fabril inicie labores en 2021 y tenga una capacidad de producción de 300.000 unidades, aunque todavía se desconoce cuántas unidades podría fabricar cada marca en esta planta. Por lo pronto se tiene previsto que la nueva generación del Toyota Corolla sea producida allí, junto con un nuevo crossover de Mazda enfocado a Norteamérica.

De esta forma, Mazda volverá a producir vehículos en Estados Unidos (la cual se había suspendido desde el fin de su asociación con Ford) y Toyota completará once plantas en suelo estadounidense. Un dato importante es que el estado de Alabama es el quinto productor de vehículos a nivel nacional y agrupa una fuerza laboral de 57.000 trabajadores dedicados a la industria automotriz.