Los MINI Hatch y Cabrio reciben ligeros cambios para 2018

La renovación de este subcompacto premium incluye una leve actualización estética y mecánica, junto con mejoras en equipamiento.  

Aun con el auge de los crossover/SUV, los autos urbanos no pasan de moda y sobre todo si se trata del MINI, el icónico subcompacto inglés, cuya tercera generación (en su formato actual) ya cruzó la mitad de su vida comercial y por ello es objeto de una sutil puesta al día, que por ahora solo afecta a las carrocerías de tres y cinco puertas, así como la versión descapotable.

En el exterior, lo más destacable es la opción de equipar iluminación Matrix LED (con función selectiva de encendido/apagado de cada diodo desde 70 km/h) y los nuevos faros posteriores, que también emplean diodos LED y cuya disposición interna está inspirada en la bandera británica (Union Jack). A su vez, hay tres colores de pintura nuevos (Emerald Grey, Starlight Blue y Solaris Orange) y nuevos estilos de rines.

La cabina es virtualmente idéntica a la del modelo anterior, salvo por detalles mínimos como la forma del timón, los gráficos del cuadro de instrumentos, la reubicación del selector de modos de manejo y la presencia de unos paneles decorativos en el lado del pasajero, los cuales tienen iluminación LED configurable con el formato de la Union Jack. MINI también indica que se ha revisado el ensamble y los materiales para aumentar el nivel de calidad percibida.

Como ya va siendo habitual en muchos modelos del segmento premium, estos modelos de MINI ahora podrán incorporar una superficie de carga inalámbrica (es opcional) y sistemas multimedia renovados, con función táctil para las pantallas (antes solo se podían gestionar desde el mando central) y conectividad Apple CarPlay. En temas de personalización, se destaca el nuevo paquete Piano Black Exterior, que sustituye los cromados de los faros y la parrilla por piezas en acabado negro brillante.

MINI también indica que los motores TwinPower Turbo han sido revisados, incorporando modificaciones en la presión de inyección, gestión electrónica, forma de los turbocompresores, sistema de refrigeración y colectores de admisión/escape para aumentar su eficiencia y reducir los consumos hasta en un 5%. A su vez, las anteriores cajas automáticas de seis cambios han sido sustituidas por nuevas unidades de doble embrague y siete relaciones.

De esta forma, la gama sigue compuesta por el motor tricilíndrico de 1,5 litros (One First de 75 hp, One de 102 hp y Cooper de 140 hp), el cuatro cilindros de 2,0 litros (Cooper S de 192 hp), junto con las alternativas turbodiésel de 1,5 litros (One D de 95 hp y Cooper de 116 hp) o 2,0 litros (Cooper SD de 170 hp), que será la única que podrá unirse a una caja automática Steptronic de ocho velocidades.

El fabricante inglés señala que los renovados MINI tres puertas/cinco puertas y Cabrio llegarán a los concesionarios europeos a partir de abril de 2018 y solamente será cuestión de tiempo para que haga su tránsito a otros mercados del mundo. Por lo pronto, no se menciona si estos cambios también afectarán a las variantes deportivas JCW o llegarán a otros modelos que la marca comercializa en la actualidad.

MINI tres puertas y Cabrio 2018

{vsig}en-el-mundo/mini/mini-2018/galeria{/vsig}

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *