Bugatti Bolide

Bugatti Bolide, la máxima expresión de rendimiento y tecnología de la marca

Bugatti Bolide
Bugatti ha concebido el Bolide bajo especificaciones de carreras, por lo cual su motor W16 entrega más de 1.800 hp, permitiéndole rodar a más de 500 km/h.

El mundo de los hypercars sigue dándonos sorpresas y tras el récord del SSC Tuatara, la casa francesa no se queda de brazos cruzados y anuncia el Bugatti Bolide. Se trata de una unidad única, que toma la plataforma de Chiron para convertirse en un auténtico bólido de competencia. Todo en este auto ha sido pensado con el fin de lograr el más alto rendimiento.

Bugati Bolide aceleración

Ingeniería a otro nivel

Si bien se reconoce como un Bugatti, el Bolide tiene un estilo radicalmente futurista, con sus luces en forma de “X” y grandes tomas de aire. A su vez, hay aerodinámica activa para brindar mayor agarre en curvas o estabilidad a alta velocidad. Y para completar, su altura es de solo 99,5 centímetros, por lo que es unos 30 cm más bajo que un Bugatti Chiron estándar.

El interior también ha sido desprovisto de todo lo superfluo y únicamente se han dejado los comandos esenciales. A ello se suma una impresionante reducción de masa, que ha dejado a este biplaza con un peso en seco de solo 1.240 kilos. Y no podemos pasar por alto la presencia de componentes de titanio aeroespacial modelados en 3D.

Bugatti Bolide Concept

Junto con todos estos ajustes, los ingenieros de la marca también afinaron el colosal motor W16 de 8,0 litros con cuatro turbos. Así, el Bugatti Bolide con gasolina de 110 octanos entrega la friolera de 1.825 hp de potencia y 1.850 Nm de torque, que están disponibles desde 2.000 rpm. Prácticamente la marca lo define como el pináculo absoluto en términos de motores de combustión.

“Al infinito y más allá”

Combinado con su bajo peso, el Bolide tiene una impresionante relación peso/potencia de solo 0,67 kg/hp, lo cual es prácticamente el nivel de un monoplaza de F1. En teoría, este “bólido” de cuatro ruedas podrá acelerar de 0 a 100 km/h en solo 2,17 segundos y le tomaría unos 4,36 segundos en llegar hasta 200 km/h.

Interior Bugatti Bolide

Según las simulaciones de la marca, el Bugatti Bolide seguirá acelerando para alcanzar los 300 km/h en solo 7,37 segundos, los 400 km/h en 12,08 segundos y podría romper la barrera de los 500 km/h en 23,1 segundos; a ello se suma una velocidad máxima superior a 500 km/h y la capacidad de recorrer el Nürburgring Nordschleife en poco más de cinco minutos.

Está por verse si tal desempeño se puede comprobar en la vida real, pero lo cierto es que a la casa francesa le gustan los retos y no dudamos en que puede superarse a sí misma. Hasta ahora se desconoce si Bugatti fabricará varias unidades del Bolide, por lo tanto la única unidad construida a la fecha se mantendrá como uno de los autos más impresionantes de la historia.

En video: Debut oficial de Bugatti Bolide

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *